miércoles, 10 de octubre de 2012

SANTA MARIÑA DE AGUAS SANTAS



SANTA MARIÑA DE AGUAS SANTAS
 ALLARIZ
OURENSE




     
     La iglesia de Santa Marina presenta una planta basilical de tres naves que finalizan en una cabecera tripartita. 



      Las naves, cubiertas con armadura de madera, se separan mediante pilares cruciformes que reciben el peso de arcos apuntados y sobre ellos se sitúa un falso triforio de tres arcos sobre columnas pareadas, dándole un aspecto de monumentalidad y ligereza.






     El acceso a los ábsides semicirculares se resuelve con unos arcos doblados algo apuntados que se apoyan sobre columnas adosadas al muro. Sobre estos arcos triunfales se abren unos rosetones de compleja tracería.



     El exterior del ábside ofrece unas esbeltas columnas adosadas y unas ventanas que se organizan con arcos de medio punto doblados y moldurados sobre columnas adosadas.




     La fachada principal se divide en tres calles mediante contrafuertes. 


     En la calle central se abre la puerta formada por dos arquivoltas que descansan sobre pares de columnas adosadas que ofrecen capiteles decorados.


     En la parte superior encontramos un rosetón con magnífica tracería.


SANTA MARIÑA

     
     Santa Mariña es una de las santas gallegas mas antiguas y de las más veneradas. Fue hija de Teóbulo, prócer romano, gobernador de Antioquía de Limia, villa hoy sumergida, y en la que nació la santa gallega en el siglo II a.d.C., durante la dominación romana.

     El padre entregó a la niña a los cuidados de una criada campesina, que era cristiana y que en esa fe educó a Mariña. Cuando el padre se enteró, la repudió y la abandonó a su destino en la aldea con la aya. Mariña era muy hermosa y el prefecto romano Olibrio intentó seducirla, aunque sin éxito. Indignado y sabedor de la fe que profesaba la joven, la encerró en un calabozo en espera de que se aviniese a razones. Como no conseguía su propósito, la sometió a diferentes tormentos hasta que quedó exhausta. Pero los intentos de Olibrio de quemarla viva y ahogarla no dieron frutos y entonces decidió decapitarla. Cuando el verdugo cortó su cabeza ésta cayó dando tres saltos en el suelo y diciendo: ¡Creo, creo, creo!... y en aquel lugar surgió una fuente: la de Aguas Santas.




     Cuando se celebra la romería, la costumbre es visitar la fuente santa y pedirle un deseo, después visitar O Forno Da Santa, un auténtico crematorio romano donde metieron a Marina para quemarla viva. También se acude al Baño de Santa Mariña, donde Olibrio quiso ahogarla. Allí hay una pila de piedra excavada en una roca que nunca se seca, siempre tiene agua. El agua tiene propiedades curativas. En las inmediaciones hay un roble antiquísimo, El Carballo de Santa Mariña y bajo su sombra hay una piedra que tiene forma de oído y allí acuden los romeros a curarse la sordera.      

     Merlín dijo: "el agua que el cielo derrama sobre las cavidades de las rocas de los gigantes, cierra las heridas y da la vista a los ojos enfermos"



XOAN ARCO DA VELLA

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Está permitida la reproducción total o parcial de los trabajos y fotos de este blog.
Te agradecemos nos sugieras de sitios para trabajos nuevos.
Mis correos:
Apd. de Correos: 83 - 36900 - Marin - Pontevedra
xoanarcodavella@gmail.com
Telf - WhatsAp.: 600590901